Noticias Destacadas
Inicio / News / VIVIR CON CRISIS

VIVIR CON CRISIS

Algunos (unas veces ignorantes de la situación real y otras especialistas en institucionalizar la mentira) dicen que ya mismo vamos a salir… ¿Es creíble? Sólo si escondemos la cabeza (como avestruces miedosas): por un lado, los gobiernos entregando “fondos de rescate” a muchos (demasiados) bancos e instituciones financieras…, sin atreverse a “invertir” en la creación de empleo y riqueza; otros pensando en reabrir heridas o diferencias para provocar guerras (vieja estrategia para favorecer a la industria armamentista y, paralelamente, vista como medio muy eficaz de lucha contra el desempleo y hasta la superpoblación). Magnífico para seguir disimulando, para continuar sin querer ver la verdad; porque, claro, los parches no arreglan verdaderamente los problemas, simplemente los tapan.

mordina-mundial

Algunos, desde sus tribunas, dicen que lo peor de la crisis ha pasado. Yo lo creo sólo en parte. Pienso que hay dos crisis: la una “programada” por quienes manejan los hilos del poder, desde arriba, los dueños del capital que “montaron”, bien programada una supuesta “crisis” para bajar sueldos y salarios a la ciudadanía, bajar precios a los bienes de consumo, reducir gastos que no eran “necesarios”…, todo con el fin de que los ricos sigan siendo ricos, aunque sea a costa de que haya más gente empobrecida, de que muchas familias lo estén pasando mal, etc. Y sí, esa “programación económica” está acabando, pues ya parece que han logrado lo que querían: que la clase trabajadora ya no aspire a ganar los 2.000 euros, sino que se “conforme” con menos de la mitad; así el negocio de “hacerse ricos con el esfuerzo de los demás” continúa…

Pero yo pienso que existe otra crisis, la no programada por “ellos”; otra que es más real, un asunto de fondo, pues está en la base del mismo planteamiento “neo-liberal-capitalista”: es sistema ¡no funciona!

La realidad es que estamos en crisis. Crisis de verdad.

¿Saliendo? No, si observamos bien la realidad y lo pensamos un poco, yo creo que es lo contrario: estamos aún entrando en ella. Porque la crisis no es que se hayan hundido ciertos negocios montados sobre la mentira y la explotación (la burbuja “A” o la burbuja “B”, montadas sobre la cultura del “pelotazo”); la crisis es del “sistema” que desborda a lo neoliberal-capitalista, porque roza la desconfianza, la desesperanza, la desilusión y el desencanto; que es insolidario, egoísta, inhumano.

La situación de un mundo basado en la injusticia, en el desorden globalizado de que una minoría de la población del Planeta Tierra disfrute de todo el bienestar (hasta inimaginable) mientras las oras tres cuartas partes estén sufriendo la fría realidad de no tener los mínimos… eso es ¡totalmente insostenible!.

Y ese “sistema” tiene que caer, porque…  ¿es eso la crisis?

Pues preparémonos para recibirla (que está llegando…) con ESPERANZA.

José-María Fedriani

 

 

%d personas les gusta esto: