Noticias Destacadas
Inicio / Salud / Las bicicletas son para el verano

Las bicicletas son para el verano

La época estival es el periodo ideal para desentumecer los músculos, acudir al trastero, y recuperar esa bicicleta que habíamos llegado a olvidar. Pedalear resulta saludable, a la par que nos ofrece la oportunidad de realizar paseos que nos ayudarán a conocer nuestro lugar de veraneo.

No obstante, las bicicletas no son sólo para el verano. Ya sea como un medio para desplazarnos con agilidad por la ciudad, para dar una vuelta por el campo, o para hacer deporte con mayor exigencia, hay una bicicleta para cada tipo de usuario, ¿pero cuál es la ideal para nosotros? A continuación mostraremos los principales tipos que existen, a modo de ayuda a la hora de acercarnos a este maravilloso mundo.

bici

Bicicleta urbana

Se trata de la bicicleta más clásica, con ruedas grandes, en muchas ocasiones dotada de cesto delantero y transportín trasero, ofreciendo una postura muy cómoda para el pedaleo. A menudo cuentan con un solo plato, y pocos piñones, a veces uno. En ciudades como Sevilla, llanas, no se precisa más para afrontar las pocas cuestas que encontraremos. Las bicicletas de Sevici, con 3 marchas, son un buen ejemplo.

Bicicleta plegable

Su peculiaridad consiste en la facilidad que ofrecen para transportarlas o guardarlas, gracias a la posibilidad de plegarlas. Sus ruedas son pequeñas, lo cual las hace más inestables e incómodas que las anteriores. Destinadas a su uso urbano.

Bicicleta fixie

Son la última moda en bicicletas urbanas. A simple vista se asemejan a un bicicleta de carretera, pero tienen la peculiaridad de contar con piñón fijo, lo cual quiere decir que si dejamos de pedalear, la rueda trasera se frena en seco. Si pedaleamos hacia atrás, la bicicleta avanzará en ese sentido, y muchas no cuentan con frenos. Se necesita cierta habilidad para hacerse con ellas, pero su reducido peso gracias a la ausencia de elementos mecánicos como los cambios, de los que carecen, las hacen perfectas para moverse en ciudad. Sus colores vistosos las hace muy atractivas.

Bicicleta chopper

Habitual de las playas californianas, supone el traslado a la bicicleta de la estética de las motos chopper. Suelen ser bicicletas grandes y aparatosas, con una gran estética, pero más complicadas de maniobrar.

Bicicleta de montaña

Especialmente diseñadas para moverse por terrenos difíciles, tales como caminos y senderos, son las más versátiles en cuanto a sus posibilidades, pues incluso en ciudad, facilitan el paso por zonas bacheadas, o salvar bordillos. Los modelos más económicos, habituales de centros comerciales (a partir de 90 €), son sólo aptos para salidas por el parque o la ciudad. Para aventurarse en la naturaleza de un modo más deportivo se deben buscar una buena suspensión, frenos de disco, etc., que hacen que su precio se incremente notablemente (a partir de 500 €).

Bicicleta de carretera

También conocidas como bicicletas de carreras, son ideales para realizar largos trayectos por carreteras bien asfaltadas, huyendo de bordillos y demás obstáculos. Son muy ligeras y veloces, y sólo debemos fijarnos en ellas si nos atrae el ciclismo como deporte, y no nos asusta circular por un arcén mientras nos adelanta un trailer de 30 toneladas. Su precio básico está en torno a los 600 €.

Bicicleta eléctrica

Cuentan con un motor eléctrico que asiste en el pedaleo, o impulsa la bicicleta por sí solo. Especialmente recomendado para personas con dificultades para afrontar esfuerzos, o que no desean sudar más de lo preciso para ir del punto A al punto B. Habitualmente se trata de bicicletas urbanas o plegables, pero también existen en bicicletas de montaña. Es posible adquirir un kit para transformar cualquier bicicleta en eléctrica.

Entre todas las posibilidades expuestas, es seguro que podremos encontrar aquel tipo de bicicleta que mejor se adapta nuestras necesidades, de modo que no hay excusa para permanecer sentado, salvo que sea sobre un sillín.

Por Juan José T.

%d personas les gusta esto: